Alquiler ético

Es posible actuar con ética en las relaciones comerciales alrededor de la vivienda.

La vivienda se ha convertido en un objeto de especulación olvidando que es un bien de primera necesidad. Creamos un marco ético de relaciones desde la confianza y la coresponsabilidad. 

¿ES POSIBLE UNA RELACIÓN ÉTICA EN EL MUNDO DE LA VIVIENDA?

Sí, es posible establecer relaciones justas y respetuosas entre inquilinos y propietarios. Estas son algunas de las claves:

1.- UNA RENTA JUSTA.

La vivienda se ha convertido en un objeto de especulación, “un buen lugar para invertir y sacarle la máxima rentabilidad”, olvidando que es un bien de primera necesidad para el que la usa.

Creamos un marco ético de relación en la que los propietarios de la vivienda consiguen una renta razonable y segura, sin abusos, y los que necesitan vivienda un alquiler justo, sin grandes subidas y precio estable.

2.- UN CONTRATO DE LARGA DURACIÓN

En la mayoría de los casos el propietario busca un inquilino que esté muchos años y que no genere problemas, y la persona que busca una vivienda en alquiler, algo que le de estabilidad en el tiempo, sin la amenaza de que lo echen a los pocos años. ¿Por qué entonces los contratos son tan cortos? Por la desconfianza, no se habla claro, no se recogen las situaciones de cada uno en el contrato “por si acaso me sale mal”.

Desde LA REPLAZETA buscamos personas que ofrezcan vivienda y personas la necesiten que estén pensando en los mismos periodos de tiempo, hablamos con ambos, recogemos las excepciones que sean necesarias (ej. si mi hijo lo necesita, si consigo un trabajo fuera…) y creamos contratos basados en la confianza. 

3.- UNA GESTIÓN INTEGRAL: DEJA TU VIVIENDA Y OLVÍDATE

Las mayoría de las personas no tenemos decenas de viviendas desocupadas para alquilar ni nos dedicamos profesionalmente a ello. Nuestras otras viviendas son las de nuestros padres, la del pueblo o situaciones así en las que no queremos dedicar mucho tiempo a los “quebraderos de cabeza que da alquilar”.

Desde LA REPLAZETA buscamos personas que ofrezcan vivienda y personas la necesiten que estén pensando en los mismos periodos de tiempo, hablamos con ambos, recogemos las excepciones que sean necesarias (ej. si mi hijo lo necesita, si consigo un trabajo fuera…) y creamos contratos basados en la confianza. 

4.- EL AVAL DE LA CONFIANZA

El alquiler funciona hoy como los bancos, al que va a alquilar se le piden muchas garantías (nóminas, trabajo fijo, ingresos…) y el que alquila tiene que ofrecer seguridad (seguros para garantizar el mantenimiento). Al final todas esas garantías no son suficientes si no hay buena voluntad y mediación en caso de desacuerdo ¿cómo solucionarlo?

En LA REPLAZETA hemos creado un sistema de avales personales. Las personas que ofrecen una vivienda o que la buscan vienen recomendadas por un socio de las organizaciones que apoyan esta medida. Alguien “da la cara por ti y asegura que tienes buena intención”. y eso es lo que facilita el acuerdo.

5.-MEDIACIÓN EN CASO DE DESACUERDO

A pesar de las buenas intenciones es posible que propietario e inquilino vean las cosas de manera diferente en una reparación, en una obra a acometer, etc… Generalmente en estos desacuerdos existe una solución que no se ve porque cada uno defiende su parte.

En LA REPLAZETA tenemos un servicio de mediación para estos casos. Una persona experta ofrecerá la solución, apoyándose en la ley y en el acuerdo previo sin ponerse de lado de nadie.

6.-FONDOS DE SOLIDARIDAD Y DE MANTENIMIENTO

Los tres elementos que generan la mayoría de los problemas en un contrato de alquiler es que el inquilino decida no pagar; que sobrevenga algo no previsto y no se pueda pagar el alquiler; y que el propietario no invierta en el mantenimiento de la vivienda. Generalmente al que le toca alguna de estas circunstancias tiene un problema, que además es un problema individual.

Fondo Solidario: Destinamos un 5% de la renta que paga la persona que alquila a un fondo común entre todos los contratos para casos de impago del alquiler por alguna situación grave, inesperada y justificada. Este fondo es colectivo y cada caso es evaluado por un Comité Ético.

Fondo de Mantenimiento: Es una reserva del 5% de la renta que se paga por el alquiler de una vivienda para financiar los gastos de mantenimiento. Así el propietario no tiene que desembolsar más dinero y la persona alquilada se asegura un mantenimiento anual.

Desde LA REPLAZETA creemos en una solución conjunta para los problemas individuales, por eso hemos creado dos Fondos que no suponen incremento económico,  puesto que se financian con la renta de alquiler.

7.- COBRAMOS POR NUESTRO TRABAJO

Las inmobiliarias han generado un sistema injusto de cobros por lo que hacen: las comisiones porcentuales. Se paga un % del precio por intermediar en una venta o alquiler, independientemente del trabajo realizado (se cobra más si el piso valía más y no por el trabajo efectivamente realizado).

En LA REPLAZETA creemos que esto no es justo y que se debe cobrar por lo efectivamente trabajado. Por eso no cobramos a comisión. Y no trabajamos con contratos blindados donde nos tienes que dar la exclusiva del piso (estamos encantados de que busques por tu cuenta).

SOLUCIONES Y ALTERNATIVAS PARA LA VIVIENDA

Las propuestas de La Replazeta para facilitar el acceso a la vivienda y crear núcleos de convivencia respetuosa y sostenible han sido desarrollados y experimentados en los últimos 50 años y siguen en evolución para mejorar sus aspectos fundamentales. Desde modelos de propiedad alternativos hasta herramientas para introducir los cuidados en nuestras comunidades, La Replazeta implementa, investiga y amplía estas soluciones de transformación social.

¡Suscríbete!

Te haremos llegar información periódica de nuestras actividades, nuevas promociones, publicaciones y comunidades activas.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad